9/3/14

El club de la comedia: recopilatorio de monólogos.


Después de una semana dedicada casi exclusivamente al cine, toca rematar la faena con una reseña literaria, pero no precisamente de una novela. El libro que analizo hoy, es un recopilatorio con los mejores monólogos del programa de Atresmedia Televisión, "El club de la comedia", que Espasa publicó el año pasado con el título de "El club de la comedia: tanto, tanto... y al final pa'na". 


El club de la comedia: tanto, tanto... y al final pa'na.
Autores: guionistas de "El club de la comedia".
Editorial: Espasa. 

Portada Círculo de Lectores
Portada Espasa
Sinopsis: Con estos 42 monólogos en un solo tomo, ya no será necesario poner La Sexta los domingos por la noche. Unos minutos de lectura son suficientes para echarte unas risas. El club de la comedia se viene a casa, con una serie de variados y selectos monólogos, que abarcan diferentes temáticas de la vida cotidiana, desde la convivencia con la familia y la pareja, hasta las supersticiones, pasando por los accidentes domésticos, el cine, los baños públicos, los animales, la crisis económica...




Opinión personal: humoristas y cómicos de toda España se reúnen cada semana en tu pantalla, para sacarte una sonrisa.Pero todos ellos tienen una cosa en común: no han escrito los monólogos que están recitando. Es muy triste, sí, pero si de algo te das cuenta al leer este libro, es de esta cruda verdad. En el mismo prólogo se hace referencia, indirectamente a este hecho, pues son los guionistas del programa los encargados de introducir el recopilatorio. Primero se encargan de escribir los monólogos (lo cual explica por qué son todos iguales), y luego buscan a la persona idónea para representarlo. Lo peor de todo es que el mérito siempre será de aquel a quien el espectador pueda poner cara, y quienes de verdad dan vida al programa, permanecerán en la sombra sin ser reconocidos. Y como esto, como en tantos otros shows televisivos de prestigio, cuyos artífices se mantienen en el anonimato.


Es cierto, un libro siempre será mejor que la película, pero cuando todo nació en la televisión, ninguna adaptación en papel podrá superar a la pantalla. Leer un monólogo cómico hace que el texto pierda mucho. El quid de la cuestión está en escucharlo directamente del humorista de turno. Por muchas noches que hayas pasado frente al televisor, por mucho empeño que pongas en reproducir en tu cabeza los monólogos, nunca alcanzarás el nivel de un profesional. Lógico, ¿no?

Pero vayamos al grano. Lo más importante de todo, la esencia de este volumen, son los textos cómicos que lo integran. Con una ingeniosa mordacidad, los monólogos ridiculizan de forma acertada todos y cada uno de los aspectos de nuestra vida cotidiana, con ojo crítico, y desde un punto de vista sarcástico. Siempre he sido un gran fan del programa, y lo mejor de El Club de la comedia está resumido en apenas 214 páginas que se leen de un tirón.


Aún así... no aplaudo el trabajo de los encargados de la creación de volumen. Es decir, la recopilación no se ha llevado a cabo con mucho tiento. Los monólogos escogidos, no son, ni de lejos, los más populares e hilarantes de la historia del programa, la mayoría incluso eran nuevos para mí. Ninguno de los archiconocidos discursos de Goyo Jiménez, Luis Piedrahita, Eva Hache... y otras eminencias del programa estaban incluidos en el tomo, a pesar de ser los más aclamados por el público en la red.

Y, por último, como crítica hacia los guionistas que antes alababa, he de decir que el lenguaje utilizado en los monólogos es a veces excesivamente coloquial... yo incluso diría obsceno. Solo con echar un vistazo a la portada y leer el título es suficiente para darse cuenta de que no se ha puesto mucho cuidado en la redacción del texto. "Tanto, tanto... y al final pa'na". ¿A quién se le ha ocurrido un título tan absurdo y carente de sentido? Aunque pensándolo bien, resume a la perfección el contenido del libro. Tanto, tanto... y al final...


Nota: 6,6

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Alimenta el blog con tus comentarios! Recuerda ser respetuoso con el redactor y lectores y siéntete libre de responder cualquier comentario publicado.

Intentaré responder a todos los comentarios, especialmente a aquellos que formulen dudas o preguntas.

¡Gracias por leernos!