27/1/16

Reflexiones: ¿The Cursed Child como libro?

Los últimos rumores apuntan a que Harry Potter and the Cursed Child podría ser publicado en forma de libro.
Hoy reflexiono sobre la conveniencia de esa supuesta publicación.

Todos los avances publicados hasta ahora de The Cursed Child aquí.

 La octava historia canónica del universo de Harry Potter verá la luz en forma de obra de teatro el próximo mes de julio en el West End londinense. Sin embargo, los últimos rumores indican que podría trascender fronteras... en forma de libro.

 Así lo comunicaba el medio The Rowling Library, que afirmaba que hasta dos editoriales estaban interesadas en adquirir los derechos de la obra para publicar el guión en forma de libro (aunque no se citan los nombres de dichas editoriales para no delatar a las fuentes). Mi primera reacción ante la noticia fue positiva, pero tras meditarlo fríamente... ¿De verdad queremos eso? Estos son los motivos por los que creo que podría ser o no conveniente la publicación de la obra por medios convencionales.

 Insisto en que se trata tan sólo de un rumor sin confirmación oficial por parte de la autora, editoriales o responsables del espectáculo.

De izquierda a derecha: John Tiffany, J.K.Rowling y Jack Thorne. Fotografía de Pottermore.
 Aunque la "noticia" se haya hecho bastante eco a través de los medios dudo mucho de su veracidad, pues lo cierto es que no tenemos ninguna evidencia de que sea una realidad, y aunque lo fuera, dudo que el producto llegara a materializase, especialmente si la idea parte de las editoriales y no de la propia J.K.Rowling. Sobre estos cimientos de incertidumbre se asientan todas las especulaciones que leeréis en los próximos párrafos.

Hipotética novela. Imagen de The Rowling Library
¿Por qué lo queremos?

Ir a Londres a ver una obra de teatro de este calibre no es un capricho barato, y para muchos potterheads el dinero no es el único impedimento, sino también el idioma. Por el momento aún no se valora la posibilidad de una gira y será una minoría de lectores privilegiados quien disfrute de la octava historia de Harry Potter.

 Editando el guión y distribuyéndolo en librerías llegaría a un público mucho más amplio y en múltiples lenguas. De este modo podríamos tener la obra a nuestra disposición siempre que quisiéramos, y no se limitaría a una experiencia de unas horas que luego se tornaría en un vago recuerdo. Al fin y al cabo, ¿no se hace lo mismo con otras tantas obras de teatro? 

 Admitámoslo, tener en nuestras manos en un sólo tomo la octava historia de Harry Potter es el sueño cumplido de todo potterhead.


¿Por qué NO lo queremos?

 ¿Leer un guión de un espectáculo teatral sobre magia y hechicería? Suena aburrido en comparación con las posibilidades que ofrece un espectáculo en vivo y en directo con la magia de la interpretación, los efectos especiales, la iluminación y la música. Asistir a tamaña producción sería una experiencia inolvidable que perdería toda su esencia reducida a simplemente el guión; los diálogos. 

 Muchos de los que están haciendo todo lo posible por ir acabarían contentándose con esta versión, perdiendo una gran oportunidad. Aunque acabaran viéndola perdería la sorpresa habiendo leído el guión.

 Desde el punto de vista de la autora tampoco lo considero conveniente. Sería visto como un movimiento muy comercial (y posiblemente lo sería) y muy contradictorio con respecto a las declaraciones de Rowling que explicaba por qué era una historia que sólo se podía contar en el escenario. Quizás me equivoque, pero no parece la clase de persona que traiciona sus principios.

De izquierda a derecha: Jamie Parker (Harry), Noma Dumezweni (Hermione) y Paul Thornley (Ron). Fotografía de Pottermore
Otros aspectos a tener en cuenta:

 Se publique o no la obra en este formato, no creo que sea buena idea hacerlo tan pronto. Como mínimo esperaría a que las representaciones ya programadas acabaran para hacer siquiera el anuncio (lo que sería en 2017), y aún así no lo veo del todo claro. Cierto es que cuando la obra deje los escenarios definitivamente (lo cual dudo que ocurra hasta dentro de mucho tiempo) esta es una buena opción para preservarla y evitar que caiga en el olvido, aunque mucho mejor me parecería comercializar en DVD una grabación del espectáculo, que de este modo podría incluir subtítulos y romper las barreras lingüísticas (aunque donde esté la versión original, que se quite todo lo demás...).

 Una alternativa a la publicación del guión sería que la propia J.K.Rowling redactara una novelización de la obra, cuya lectura sería posiblemente más amena y más apropiada para publicar como libro (para bien o para mal, como mejor luce un guión es representado y nunca leído). Aunque una vez más dudo que ocurra de este modo pues entraría en conflicto con las declaraciones antes citadas de Rowling.

 Si The Cursed Child llega a las librerías o no sólo el tiempo lo dirá.

¿Cuál es vuestra opinión al respecto? ¡Contádmelo en los comentarios!

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Alimenta el blog con tus comentarios! Recuerda ser respetuoso con el redactor y lectores y siéntete libre de responder cualquier comentario publicado.

Intentaré responder a todos los comentarios, especialmente a aquellos que formulen dudas o preguntas.

¡Gracias por leernos!