10/8/16

Reseña: Harry Potter and The Cursed Child (guión)

¡Accio reseña de The Cursed Child!

Todos los avances de Harry Potter and The Cursed Child aquí.

 Hace nueve años que Harry  Potter y las Reliquias de la Muerte aterrizó en librerías para concluir la saga del Niño que Vivió… O eso pensábamos nosotros. Su historia no acabó en la batalla de Hogwarts de 1997, sino que continúa diecinueve años después (echad cuentas) con Harry Potter and the Cursed Child, una obra de teatro estrenada el 30 de julio en el Palace Theatre de Londres cuyo guión llegó a librerías tan sólo un día después. En España se publicará el 28 de septiembre como Harry Potter y el Legado Maldito, pero tras meses de intensa cobertura de todas las novedades del espectáculo no he podido esperar y me he hecho con mi copia en inglés el mismo día del lanzamiento.
 Ahora os traigo mi reseña 100% libre de spoilers de la verdadera historia definitiva del mago más famoso del mundo:


Harry Poter and the Cursed Child; Parts One and two (Special Rehearsal Edition)
Autores: J.K.Rowling / Jack Thorne
Editorial: Little Brown
Páginas: 343

Sinopsis oficial (de la edición en castellano): Ser Harry Potter nunca ha sido tarea fácil, menos aún desde que se ha convertido en un atareadísimo empleado del Ministerio de Magia, un hombre casado y padre de tres hijos. Y si Harry planta cara a un pasado que se resiste a quedar atrás, su hijo menor, Albus Severus, ha de luchar contra el peso de una herencia familiar de la que él nunca ha querido saber nada. Cuando el destino conecte el pasado con el presente, padre e hijo deberán afrontar una verdad muy incómoda: a veces, la oscuridad surge de los lugares más insospechados.

Opinión personal:

 Desde mi perspectiva como lector, Harry Potter y el Legado Maldito marca un antes y un después en la historia de Harry Potter (o quizás sólo un antes, puesto que no habrá un después). No sólo por el hecho de ser la primera obra de la saga que leo a ciegas (sí, había visto las películas antes de leer los libros, soy una persona detestable), sino por suponer un radical cambio de formato, y creo que eso es algo a tener en cuenta: en este caso se trata de una obra de teatro, escrita por Jack Thorne con el beneplácito de J.K.Rowling, por lo que difiere en su forma y contenido con cualquiera de los siete libros de la saga principal, y como tal está pensada para ser vista, no leída; un aspecto clave a tener en cuenta al embarcarse en su lectura, donde tener la mente abierta a cambios es indispensable.

Una nueva generación de Potters…

 Cuando abro mi ejemplar, lo primero que percibo es la calidad de la edición (de un precio algo elevado, por cierto). La emoción me embarga, es una realidad, lo tengo entre mis manos, voy a leer la octava historia del canon de Harry Potter y sabré lo que ha ocurrido con Harry, Ron, Hermione y sus familias diecinueve años después. En cuanto comienzo la lectura, en el andén 9 y ¾, todos los temores que albergaba comienzan a desaparecer(se). Este texto, desde los diálogos hasta las acotaciones, es puro Rowling (insisto en las acotaciones, son profundamente narrativas y casi poéticas), pero al mismo tiempo, el mundo mágico que conocía ya no es el mismo, ya no es sólo suyo.


 Devoro la lectura, bastante ligera, en cuestión de horas. Vuelo sobre las páginas, maravillándome con cada una de ellas, y pensando a cada poco “esto es realmente mágico. ¿Cómo lo harán en un escenario?”. Explosiones, hechizos, apariciones, transformaciones, dementores, patronus… El hecho de ser teatro no ha privado de nada a la historia, sino que la ha hecho más mágica e increíble si cabe.
 Adoro los personajes, adoro los diálogos y adoro cada una de las escenas; cómicas, con profundidad emocional y muchos, muchos feelings que me han obligado a acribillar a mi ejemplar con post-its señalando mis escenas y citas favoritas.

 Esta nueva historia era necesaria y no supone de ningún modo una extensión artificial de la saga. Me ha hecho sentir de la mano de los nuevos personajes: Albus Severus Potter y Scorpius Malfoy trazan una historia hecha para los fans, con multitud de guiños y referencias, personajes que regresan, nuevas incorporaciones y otros que son muy diferentes a como los conocimos originalmente. El trío de oro: Harry, Ron y Hermione, han crecido, y aunque hayan cambiado físicamente siguen siendo los mismos de siempre. Harry es ahora un atareado empleado del Ministerio de Magia y, por qué no decirlo, un no muy buen padre (lo siento mucho, pero me sigue cayendo tan mal como en las novelas). Ron trabaja en la tienda de artículos de broma de sus hermanos y Hermione se ha convertido en la Ministra de Magia. A pesar de dejar el peso del protagonismo sobre los hombros de sus hijos, siguen teniendo un papel crucial en una historia en la que prevalecen los valores de las obras J.K.Rowling. Entre todas las presencias brillan algunas ausencias, y es que se ha desperdiciado la oportunidad de hacer regresar a grandes personajes, cuyos nombres no voy a revelar (#keepthesecrets).



…y una nueva y peligrosa historia.

 De la mano de nuevos y viejos personajes  exploramos una nueva historia que, para bien o para mal, sorprenderá a todos los fans de la saga. Insisto una vez más en leer el guión con la mente abierta, y es que si ignoramos sus defectos es una experiencia mágica… claro que en una obra tan redonda en muchos aspectos, resulta complicado obviar el evidente error argumental que está volviendo locos a los fans. No me atrevería a contaros de qué se trata, pero ni un solo lector lo ha pasado por alto. En una historia de la que estoy tan enamorado, me duele especialmente que aquello sobre lo que se construye toda la trama se contradiga con el canon, y por eso muchos ya lo están comparando con un fan-fiction… aunque ese no es el único motivo.
 El Legado Maldito es una historia para los fans, y se nota. De hecho, por mucho que me haya gustado, he de reconocer que no es una historia que no hayamos visto ya mil veces con otros universos, películas y series de televisión, pero su aplicación a la fórmula de Harry Potter es tan satisfactoria que casi podría pasarlo por alto. Porque, insisto, si obviamos el susodicho error argumental, y tenemos en cuenta que se trata de una experiencia puramente teatral, se trata de un libro perfectamente disfrutable.


Un guión “maldito”:

 Aun habiendo leído la obra el día de su lanzamiento (soy muy Potterhead, no tengo remedio), sigo pensando que haber publicado el guión junto al estreno de la obra fue un error, porque muchos como yo hemos corrido a leerla, y al mismo tiempo habríamos preferido ver la obra en vivo sin ningún antecedente, y porque tal y como decían las críticas, el guión no hace justicia al espectáculo, viene con una maldición.


 Esta historia se apoya en gran medida en lo visual, la puesta en escena, la música, los decorados… algo que está completamente ausente en una edición impresa. Los personajes, en especial las nuevas incorporaciones, se sienten en muchos casos poco desarrollados sobre el papel, planos, y estoy firmemente convencido de que la interpretación de los actores sería clave para comprender sus aspiraciones. Para colmo, no es siquiera la versión final del guión utilizada en la obra, sino el borrador de los ensayos (la edición definitiva se publicará en 2017).



 Volcados todos mis pensamientos, concluyo diciendo que, a pesar de sus defectos, la obra me ha enamorado. Muchos no piensan que la calidad de la obra justifique una contradicción con la propia mitología de la saga, pero como la obra nos ha enseñado, incluso con defectos puede ser una buena historia, una historia repleta de pequeñas joyas, secretos y diálogos que algún día espero poder volver a vivir en el teatro. Es por todo ello que creo que encantará a quienes la vean en vivo (aunque lamento no ser uno de ellos), pero dividirá a quienes solamente lean el guión.

A mí me ha “encantado”. Veamos lo que piensa el reseñómetro…


 Pero esta no será la última vez que oigamos hablar de El Legado Maldito en Lectureka! Cuando Salamandra publique el guión en España y muchos de vosotros lo hayáis leído publicaré una reflexión con spoilers sobre las novedades de la historia (y ese polémico error argumental). ¡Y recordemos que aún nos queda la edición definitiva!

¡Cruzo los dedos para poder publicar algún día mi crítica del espectáculo!

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Alimenta el blog con tus comentarios! Recuerda ser respetuoso con el redactor y lectores y siéntete libre de responder cualquier comentario publicado.

Intentaré responder a todos los comentarios, especialmente a aquellos que formulen dudas o preguntas.

¡Gracias por leernos!